OEEMANT – Overall Equipment Effectiveness y Mantenimiento

Hay varias maneras mediante las cuales se puede optimizar sus procesos para mejorar la rentabilidad. Pero puede ser difícil comprender la efectividad global de una operación compleja para que usted pueda decidir dónde hacer mejoras. Eso es cierto sobre todo cuando el proceso involucra múltiples elementos de equipo cuya efectividad es afectada entre ellos mismos. Un indicador que le puede ayudar a cumplir este reto es la Efectividad Global del Equipo (Overall Equipment Effectiveness – OEE). La OEE mide la condición operativa y la confiabilidad de un proceso respecto al nivel de operación deseado. Le puede mostrar qué tan bien está usted utilizando los recursos, incluyendo el equipo y la mano de obra, para satisfacer a los clientes al cumplir con sus requerimientos de suministro y calidad del producto.

La OEE fue usada por primera vez por Seiichi Nakajima, el fundador del mantenimiento productivo total (TPM), al describir una medida fundamental para monitorear el desempeño de la producción. Él desafió la visión complaciente de la efectividad al enfocarse no simplemente en mantener el equipo funcionando correctamente, sino en crear un sentido de responsabilidad conjunta entre los operadores y el personal de mantenimiento para extender y optimizar el rendimiento global del equipo.

El cálculo de la OEE proporciona enfoque y simplicidad para ayudar en la toma de decisiones. Le puede ayudar a:

  • Identificar áreas y oportunidades de mejoramiento

  • Evaluar esfuerzos de mejora

  • Realizar una evaluación comparativa de su operación respecto a procesos similares o de la competencia.

La OEE explica toda la producción perdida determinando cuánto producto de primera calidad se produce comparado con cuánto debería haber sido producido en el tiempo disponible.

Esencialmente, el OEE cuantifica la efectividad de un proceso midiendo el porcentaje de tiempo que es realmente productivo.

Las pérdidas de producción se producen cuando la máquina no está funcionando (tiempo de inactividad no planificado), funcionando a una velocidad reducida (pérdida de velocidad) o produciendo productos que están fuera de especificación (pérdida de calidad).

Por ejemplo, al rastrear los factores que determinan la OEE, usted puede determinar si su equipo tuvo más tiempo muerto (programado o no programado) de lo esperado, o si estuvo funcionando a un ritmo menor o con pequeños paros, o si produjo más defectos. El análisis de causa raíz comienza al enfocarse en el tipo y grado de pérdida, no en el porcentaje de OEE en sí.

Se debe involucrar tanto las Operaciones como el Mantenimiento al hacer las mejoras, ya sea reduciendo el tiempo muerto no programado, incrementando la productividad del proceso o mejorando la calidad del producto.

OEEMANT es un software que calcula la OEE y al mismo tiempo permite visualizar la relación e influencia de la gestión del mantenimiento sobre el resultado obtenido, de tal manera que el departamento de mantenimiento podrá determinar y demostrar con claridad su impacto en el desempeño global de los sistemas de producción.

Ir al software